En las nubes

Frase como si fuese inmortal.

Carlos Ravelo Galindo, afirma:

Frase como si fuese inmortal.

Periodismo

Octubre 25, 2019 21:06 hrs.
Periodismo Nacional › México Ciudad de México
Carlos Ravelo Galindo, afirma: › guerrerohabla.com

Este día, hace cincuenta y cuatro años, nació Arturito, ’un niño muy bonito, que se parece a ti’, nos dijo entonces, en el sanatorio Español, donde nació nuestro cuarto y último hijo, su madre doña Bety.
No lo creímos. Pero tampoco olvidamos.
Mejor hablemos de otro premio.
De un nobel mexicano y sus frases.
Octavio Paz (1914-1998) fue un poeta mexicano, que se hizo acreedor al Premio Nobel de Literatura en 1990.
A los 17 años de edad publicó sus primeros poemas en la revista Brandal.
En la década de 1950 publica cuatro libros fundamentales "Libertad bajo palabra", "El laberinto de la soledad", "¿Águila o sol?" y "El arco y la lira".
Escribió y publicó otras obras.
En 1981 recibió el Premio Cervantes y más tarde en 1990 el Premio Nobel de Literatura.
Nosotros solamente las presentamos, como hemos hecho de otros muchos y muchas mexicanos.
Todo es hoy. Todo está presente. Todo está, todo es aquí. Pero también todo está en otra parte y en otro tiempo. Fuera de sí y pleno de sí.
Hay que dormir con los ojos abiertos, hay que soñar con las manos, hay que soñar en voz alta, hay que cantar hasta que el canto eche raíces, troncos, ramas, ramas, pájaros, astros.
El amor es un sentimiento que sólo puede nacer ante un ser libre, que puede darnos o retirarnos su presencia.
Vivir bien exige morir bien. Tenemos que aprender a mirar de frente a la muerte.
Ninguno es la ausencia de nuestras miradas, la pausa de nuestra conversación, la reticencia de nuestro silencio.
En un mundo hecho a la imagen de los hombres, la mujer es sólo un reflejo de la voluntad y querer masculinos.
Y como también puede interesarte continuamos con otras:
El sentido profundo de la protesta social consiste en haber opuesto al fantasma implacable del futuro la realidad espontánea del ahora.
Despertar a la historia significa adquirir conciencia de nuestra singularidad, momento de reposo reflexivo antes de entregarnos al hacer.
El amor nace de un flechazo; la amistad del intercambio frecuente y prolongado. El amor es instantáneo; la amistad requiere tiempo.
Las revoluciones del siglo XX fueron y son, justamente, el semillero de las democracias. Han sido una cruel respuesta de la historia de las predicciones de Marx: la revolución que acabaría con el Estado no sólo lo ha fortalecido sino que ha creado un grupo social que es, a un tiempo, su criatura y su propietario.
Amar es combatir, es abrir puertas, dejar de ser fantasma con un número a perpetua condenado por un amo sin rostro.
La poesía nos hace tocar lo impalpable y escuchar la marea del silencio cubriendo un paisaje devastado por el insomnio.
Una sociedad poseída por el frenesí de producir más para consumir más tiende a convertir las ideas, los sentimientos, el arte, el amor, la amistad y las personas mismas en objetos de consumo.
Más difícil que despreciar al dinero es resistir a la tentación de hacer obras o de transformarse uno mismo en obra.
Por ello no se descarta que amamos a un ser mortal como si fuese inmortal.
Nos recuerda a ella.
ceaveloygalindo@gmail.com


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.